martes, 23 de junio de 2015

Trabajando.

Ahora que no tengo más remedio que fijarme en el mundo que me rodea e incorporarme a él, veo que mucho me ha cambiado la percepción de él en éstos meses.

Parece que ha cambiado mucho, o he cambiado yo. Será lo último seguramente. O quizás es que la Zona de Aprendizaje (por no llamarlo, a tomar viento desde donde vivo) es diferente a la Zona de Confort.

Hoy parece que lo veo un poco más normal, será que ayer fue lunes y la gente y los lunes no se llevan especialmente bien. O sencillamente se acostumbra una a ver cosas que le asombran, pero con el tiempo se normalizan.

Conducir tantas horas, da para mucho. Hasta para acostumbrarte a ver cosas raras y comportamientos casi suicidas. Puedes llegar a anticiparte a ellos....

Me siento como si estuviera observándolo desde dentro de mí.  Supongo que mientras observo, hablo conmigo misma, no me hablo mucho, básicamente, unos cuantos "Madres mías" y poco más, cuando la cosa se pone muy tensa.

Antes veía al mundo estresado  y generalmente me estresaba con él, o simplemente seguía a lo mío con mis niveles de estrés propios.

Ahora me veo analizándolo todo tranquilamente, compadeciéndome del estrés ajeno (practicando la compasión que mi amigo Leo recomienda ;)), y trabajando en lo mío, una cosa tras otra, focalizando y sorprendentemente sin estrés y sin faltarme tiempo.

¿Durará ésta sensación lo suficiente?, ¿Seré capaz de llevar éste trabajo de principio a fin tan bien, sin alterarme, enervarme o estresarme? Como reto sería interesante.... y si lo consigo, llegaré a la tercera edad con salud!!

¡Hagan sus apuestas!


Hasta pronto!!

3 comentarios:

  1. Cuando llevo mi vida en orden, cuando he conseguido cierta paz mental (no es que dure mucho, pero cada vez es más tiempo), me doy cuenta de que los estreses de los demás, las cosas que los hacen ir de bólido, las veo a cámara lenta.

    Tó dios agobiao y yo como si fuera una espectadora.

    Y me gusta... je je je, qué mala-malosa soy.



    Muchos besotes (que no ocupan espacio, juas juas juas)

    ResponderEliminar
  2. Uy, he olvidado apostar... por supuestísimo que lo conseguirás. Si te has quitado lastre físico de tu casa y de tu vida en un santiamén... ¿qué te hace pensar que no lo vas a lograr?

    Yo apuesto a que sí.


    Besotes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De momento sigo tranquila y como bien dices, como espectadora. Y mira que ya intentan dar la lata, sabía yo...., pero sigo inmune y cumpliendo maravillosamente el trabajo. Espero que dure mi "paz y paciencia interna" jejeje.

      Besico guapa!

      Eliminar