martes, 2 de junio de 2015

Objetivo de junio: Tapar agujeros y pintar la casa.

Pues aquí queda plasmado mi objetivo de éste mes. Ya empecé a mediados de mayo a tapar agujeros, y pequeñas grietas, pero con mucha tranquilidad. Me queda poquito y ayer invertí unos euros en pintura para pintarme yo misma la casa. Creo que va a ser una buena inversión, tanto de tiempo, como de dinero y calidad de vida.

Cuidar y mantener las cosas ahora, es mucho más sencillo y gratificante, no es un amontonamiento mental en ningún momento, y las ganas de procrastinar han desaparecido.

Y creo que es un buen momento, ahora con el buen tiempo, tantas horas de luz, y tener todo abierto para que se seque y se ventile bien pronto.

Ya os contaré la aventura.

Hasta pronto!!

5 comentarios:

  1. A mi me encanta pintar mi casa. La única excepción que he hecho ha sido cuando he hecho obra, que he dejado que la pinten. Alegra un montón y es un trabajo que merece la pena :)

    ResponderEliminar
  2. Si que es una maravilla, estoy deseando empezar, hace años que no la pinto y la verdad es que es una experiencia muy satisfactoria!!

    ResponderEliminar
  3. Sin embargo, pintar techos es horreibol... me quedan las cervicales muertas.
    Las paredes es otro tema, pero los techossss... uf, uf.

    Besotes, que lo disfrutes (puede llegar a ser hasta relajante).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amelia, para eso están los palos extensores de rodillos! desde que lo descubrí.... :) :)

      Eliminar
    2. Los techos es lo que tiene, que tener que mirar tanto para arriba.... al final es incómodo para las cervicales. No sé si ésta vez los pintaré o se escaparán ;)

      Eliminar