viernes, 15 de mayo de 2015

Algunas formas de ahorrar dinero.

Y que casi no te des cuenta, claro ;)

Hace poco leí un par de ideas sumamente interesantes en cuanto a formas de ahorrar, y me vais a perdonar que no recuerde los lugares, demasiadas lecturas en poco tiempo, ideas que se van quedando en la cabeza, y madurando hasta saber si practicarlas o no.

Pues de todas las formas que he leído, hay dos que me parecen  muy buenas. Lo mismo ya las conocéis, una de ellas ya la conocía pero nunca la puse en práctica.

Forma nº 1: Consiste en guardar en un recipiente, hucha, o lo que sea, la moneda elegida, y se guardarán todas las que caigan en nuestras manos.

Si elegimos la moneda de 50 céntimos, toda moneda de éste valor caerá en la hucha.

He optado por la moneda de 2 euros. Es muy poco frecuente en mi caso, conseguir una, así que creo que no me costará nada ahorrarlas, en caso que alguna caiga en mis manos. Ésta forma de ahorro tiene como inconveniente que no sabes a final de año cuánto vas a tener.

Forma nº 2: consiste en ahorrar todas las semanas, un euro más que la semana anterior, empezando la primera semana por un euro, la siguiente serán 2 euros, la tercera 3 euros… y así sucesivamente hasta acabar el año.

Al final del año sale un buen pico, pero hay un inconveniente, que no todo el mundo puede guardarse, sobre todo las últimas semanas del año, semejantes cantidades.

No obstante, me parece tan buena idea, que voy a empezar a implantarla desde ya, hasta final de año, y en vez de hacerla anual, hacerla semestral. Más acorde con mi limitada economía :D

Haciendo cálculos, y empezando éste mismo mes, a final de año, salen aproximadamente 600 euros, cantidad nada despreciable, y menos ahora, que con el paso del tiempo, vamos necesitando menos dinero gracias a ésta nueva forma de vida.

Os animo a que lo intentéis, si lo veis mucha cantidad, guardad monedas de 50 céntimos, (en vez de un euro) incrementando 50 céntimos semanales, o si lo veis poco, guardad un poco más. El caso es ahorrar y a poco que consigamos, todo suma. Igual que los “gastos hormiga” pueden arruinar un presupuesto, un “ahorro hormiga” puede darnos una inmensa alegría, casi sin enterarnos.

Un par de ideas, que espero que os gusten y os funcionen. 

¿Conoces otras formas de ahorro eficientes?


Hasta pronto!!

19 comentarios:

  1. Hola guapa!

    Pues mira, a propósito de lo de ahorrar dinero... Esa es una de las principales motivaciones que me hace pensar que quiero organizar mejor mi vida... Cuándo no sabes ni lo que tienes ni sigues ningún sistema de organización al final siempre acabas comprando cosas de más, repitiendo cosas que ya tenías, o simplemente no aprendes a controlar el hábito consumista y aunque no sea en grandes cosas estoy segura que a final de mes nos sorprenderíamos de lo que se va en tonterías cuando no haces una compra consciente.

    Creo que como ya te dije yo aún no vivo sola (eso querríamos mi novio y yo pero nuestra situación no da para más) así que vivir con mis padres y mis dos hermanos pequeños aún me lo pone más difícil porque no puedo hacer siempre lo que quiero... Pero ya les estoy comentando muchas ideas, y aunque les parecen bien si nadie nunca da el primer paso...así que por eso seré yo.

    Y mi idea es empezar por organizar las comidas. Hacer un menú semanal e ir a comprar sabiendo qué quieres, y exactamente de qué marca y en qué supermercado después de haber comparado calidad precio. Con eso también ahorraré algo que me pone muy nerviosa y que les veo hacer casi a diario... Hacer una compra grande a la semana pero luego salir a comprar cada día porque han pensado un plato y justo ese detallito no lo tienen. Así hasta que podamos tener controlado más o menos cuando necesitamos para comida al mes y que no se pase de ese presupuesto. Y luego ir fijando los presupuestos con las demás cosas que no estén fijadas y cuando esté todo controlado y apuntado plantearnos de dónde podemos bajar.

    El sueño de mi hermana y mio es que mis padres tengan la casa que toda la vida han querido tener (no por grande, pero si porque no sea un tercer piso sin ascensor y más pensando en cuando sean más mayores). Así que después de controlar los gastos, he pensado que lo que reduzcamos lo podríamos invertir en una cuenta que sirva para ahorrar por ese sueño. Por supuesto que será una cosa de años, pero quizá algún día las cantidades puedan ser más cuantiosas, pero, mientras tanto por algo se empieza ¿no?

    :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exactamente!! además, así se empieza, dando el primer paso, y mirando dónde se nos va más dinero, o por lo menos, más habitualmente. En la lista de la compra. Si haces todo lo que has dicho, te aseguro que te sorprenderá la cantidad de dinero que os vais a ahorrar, y efectivamente, podréis ahorrar para vuestros sueños, aunque cuesten años, pero si no empezamos....

      Muchas felicidades Náyade, te veo muy motivada, seguro que lo consigues, ya me contarás!!! ;)

      Un beso!

      Eliminar
  2. Yo he practicado los dos sistemas, y ninguno ha durado un año entero. Al final, como el dinero está ahí, aunque te propongas reponerlo acabas "tocándolo". Respecto al segundo, como idea general está bien, pero como bien dices, llega un momento en que no todo el mundo puede o quiere en determinado mes ahorrar esa cuantía que corresponde (no olvidemos que al final del año que nos hemos propuesto, es un pico).
    Hasta ahora lo que mejor me ha funcionado (llevo dos años con ello y es estable) es el ahorro que no se ve: el dinero fijo (aunque sea poco) que todos los meses sale automáticamente de la cuenta, a otra cuenta diferente. No son monedas que pasan por tus manos y no tienes que recordar guardarlo. Se hace solo y no puedes "tocarlo".

    Y para Náyade, opino igual que Esther: lo importante es empezar. Es lo que más cuesta, pero qué bien sienta cuando empiezas a cumplir objetivos :) :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese sistema parece formidable, supongo que lo implantaré también (me gusta probarlo todo ;) ) en cuanto tenga algún tipo de ingreso más o menos estable y duradero en el tiempo. Mientras tanto intentaré éstos dos, de momento ahí están, y hasta donde se pueda, la idea es ahorrar sin enterarte apenas, sea como sea, muchas gracias por tu sistema!!!!.

      Besitos!!!

      Eliminar
    2. Lo malo de esas "segundas cuentas" es que los bancos te cobran hasta por decir buenos días. Por eso no sé yo si es mejor tener una casa con el ladrillo suelto o el colchón de la agüela de toda la vida...

      Eliminar
  3. A mí me gusta lo de poner una cantidad fija a parte, el día de cobro. Si son cien euros, a fin de año serán 1200. Si son cincuenta, pues 600. Si un mes voy apurada, pues rebajo la cantidad, pero no dejo de retirar una parte del sueldo.

    Lo de los dos euros lo hice un tiempo, pero estaba demasiado a mano, y unos días para ir a por el pan, otros días para otras chorraditas... al final era un "entrar Y SALIR" dinero, y no es eso. Tiene que entrar y quedarse ahí...

    A mí esto del ahorro me recuerda un poco lo de la limpieza: no es más limpio quién más friega, sino quien menos ensucia.
    Pues no ahorra más quien más mete en la hucha, sino quien menos gasta.

    Será la vená catalana, no lo sé, pero no me gusta despilfarrar... ja ja ja.


    Besotes.

    ResponderEliminar
  4. A ver chicas, hay que ser serias!!! si nos ponemos con el "botecico" a ahorrar, NO SE TOCA!!! jajaja

    ResponderEliminar
  5. Me parecen unas ideas estupendas!!! Voy a empezar a aplicarlas hoy mismo!!! Como dices, es un ahorro que a penas nota, pero cuando rompes la hucha te llevas la sorpresa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me contarás Srta. Petruski!!! yo de momento no he tocado nada, espero no hacerlo, aunque ya se va notando el "eurico" de más cada semana jejeje, hasta donde se pueda lo haré, luego intentaré mantener la cantidad semanal si no la puedo subir, se hace lo que se puede!! ;)

      Besitos!!

      Eliminar
  6. Hola! vengo del blog quedateenminube.
    Interesantes formas de ahorrar, me gusta la primera forma, parece sencilla...
    Un beso, :))

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Nimbus, muchas gracias por tu comentario.

      Yo sigo con ambas formas, no creía que podría llevar la primera sobre todo, pero estoy muy contenta porque sólo me acuerdo los lunes que ese dinero está ahí, echo lo que toca y me vuelvo a olvidar.

      La segunda forma también es muy interesante. De esa tampoco me acuerdo pues es muy raro que encuentre una moneda de 2 euros. Pero también es cierto que un día me he llegado a juntar con 5 monedas, así que no sé cuanto tengo pero el botecito de las monedas sigue creciento, lento pero seguro.

      Creo que son las dos mejores formas de ahorrar, que hasta ahora he encontrado.

      Sobre la primera, pues cuando no pueda más con la cantidad semanal, o bien mantengo la cantidad, o bien empiezo de nuevo. Cada cual con su ritmo, lo importante es hacerlo, sea como sea. Al igual que hay "gastos hormiga" que rompen un presupuesto, también hay "ingresos hormiga" que pueden sacarte de un apuro cuando menos lo imagines.

      Un saludo!

      Eliminar
  7. La verdad es que son buenas formas de ahorro. Yo solía meter en la hucha toda la calderilla que llevaba en el bolsillo al llegar a casa y luego había un montón de monedas que me servían para pequeños gastos. Desgraciadamente ahora mismo no puedo hacerlo, pero ya volveré a poder : ))) Tomo nota de los truquis ; )

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pruébalos, te aseguro que no te enteras, por lo menos al principio, y algo se ahorra. Yo no he culminado los 6 meses que me propuse, era muy tentador tener ese dinero ahí y preferí invertirlo en quitarme hipoteca, a poco que fuese, que un día me diese un "yoquesé" y lo gastase en otra cosa ^^

      Bss

      Eliminar
  8. Conocía las dos fórmulas y quiero ponerlas en práctica pero lo voy dejando y dejando... Aunque mejor tarde que nunca, esta misma semana empiezo con 1 euro hasta final de año y el año que viene empiezo desde el principio, y también guardaré las monedas de 2 euros que me encuentre!
    Sobre la formula de ahorrar la cantidad correspondiente a la semana, para evitar las últimas semanas del año, por otros blogs he leído que lo hacen en modo "quiniela" aunque será mucho más lío. Tu forma de hacerlo en semestres es mucho más asequible y llevadera ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que sí, es que depende de tantas cosas. Si se tienen ingresos es un poco más sencillo ampliar el tiempo, pero cuando no se tienen, el límite llega rápido.

      Yo conseguí llegar a los 15 y ahí ya noté la incomodidad de seguir aumentando el euro semanal, por lo que no me puedo imaginar al final del año metiendo 50 lereles semanales ^^

      Eso sí, cuando me quite mi hipoteca, lo conseguiré jijii.

      Besuquis!!

      Eliminar
  9. Yo no se si este metodo que voy a decir le funciona a alguno pero ami me funciona perfectamente por el momento se trata de que mi sueldo abitual lo dibido entre 2 cuentas de distintos bancos que no me cobran mantenimiento de la tarjeta entre estos dos retiro de estos el 15% de cada uno en efectivo haciendo un total del 30% y con eso me muevo todo el mes pagando expensas, Gimnasio, mantenimiento de una tarjeta de credito y salidas aclaro esto lo puedo lograr pues no alquilo vivienda esta es un bien familiar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que es muy correcta también. Si se cumplen las formas de ahorro desde luego el éxito está asegurado. Lo importante es mantenerse en él :)

      Eliminar
  10. Uso la forma de las moneadas de dos euros. Sin embargo, en vez de la hucha, cuando junto cinco, las cambio por un billete de diez en alguna tienda.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso está bien, porque las liberas, ahora lo hago así yo también, cuando tengo varias, las cambio y comienzo.

      Un abrazo!

      Eliminar